Aprobada la ordenanza ciclista de Almería

Aprobada la ordenanza ciclista de Almería

Compartir

carrilbici_padremendez_purirodriguezEl Pleno del Ayuntamiento de Almería aprobó, ayer, la Ordenanza de Circulación de Peatones y Ciclistas, en la que se plasman las normas de circulación por la red de carriles bici de la capital y en el resto de vía urbanas.

Con su aprobación, por unanimidad, y la publicación del acuerdo de hoy en el Boletín Oficial de la Provincia, durante los próximos días, el Ayuntamiento de Almería abrirá un periodo de exposición pública a la nueva ordenanza, que llega con un amplio consenso de la corporación almeriense.

La nueva ordenanza pretende ser una herramienta útil en esa relación que en todas las ciudades se viene produciendo entre vehículos, peatones y ciclistas y que sigue, además, las consideraciones marcadas por el Plan de Movilidad Urbana Sostenible de la ciudad de Almería (PMUS) que aborda, de manera integral, importantes aspectos relacionados con la movilidad ciudadana, y en particular, los desplazamientos de viandantes y ciclistas.

La Ordenanza se ha dividido en seis títulos, una disposición derogatoria, dos disposiciones finales y dos anexos, uno a modo de glosario, en el que se define la terminología específica empleada en esta norma, y un segundo anexo, de carácter gráfico, que muestra las diferentes tipologías de señales tanto de carácter horizontal, fundamentalmente marcas viales sobre pavimentos de calzadas y aceras, como vertical.

El texto normativo recoge los aspectos referidos tanto a peatones como a la circulación de bicicletas, definiendo derechos y obligaciones, así como el régimen sancionador determinado por las infracciones que pudieran cometerse, calificadas como leves, graves y muy graves. Además de la clara delimitación que se realiza de los itinerarios ciclistas así como de su utilización, en bicicleta, sillas y triciclos de personas con movilidad reducida, patines, monopatines o similares, los elementos obligatorios de las bicicletas y ciclistas en su circulación, la Ordenanza incluye la creación de un registro de bicicletas, de inscripción voluntaria con la finalidad de evitar los robos o extravíos de las mismas o identificar a sus responsables en el caso de proceder a la inmovilización o retirada de la bicicleta de la vía pública.

 

No hay comentarios

Deja un comentario